viernes, 21 de octubre de 2016

PONERSE EN FORMA A PARTIR DE LOS 30

Si ya has cumplido los 30, las canas empiezan a salir y estás empezando tu "segunda juventud", no te preocupes, aún puedes ponerte en forma. Aquí encontrarás algunas pautas para conseguirlo.




Desde un tiempo a esta parte cada vez se ven a más personas que cumplida la treintena, se vuelven a preocupar por su estado físico, ya sea por mera estética (en el menor de los casos) o por cuestiones de salud, activadas por alguna dolencia propia o ajena, que nos asusta y nos hace "salir corriendo" de forma literal... de ahí la reciente fiebre por el running, crossfit o el padel en edades "maduritas".





Yo siempre digo lo mismo, una y otra vez: "No hay que hacer running o crossfit para ponerse en forma, sino que hay que ponerse en forma para hacer crossfit o running". De ahí la afloración de consultas de fisioterapéutas junto a los clubes de running, padel o crossfit.

Normalmente, en estas edades lo principal que uno o una quiere conseguir es bajar de peso, estar más esbelto y hacer que abandonen nuestro cuerpo los excesos acumulados en los últimos años de vino y rosas... o cervezas y tapitas, según gustos.

Muchos y muchas llegan a un día en sus vidas (que suele coincidir cuando nos atormentan los remordimientos de una reciente fiesta o celebración alrededor de una mesa repleta de pecados en forma de viandas) en que deciden "apuntarse" a un gimnasio. Apuntarse se apuntan, eso sí, pero en el mejor de los casos en los que empiecen a acudir al gym, llegan y se apuntan a toda suerte de clases colectivas, zumba por aquí, bodypump por allá... agotadoras clases en las que pierden agua a chorros en forma de sudor y la escasa masa muscular que tenían antes de entrar. 

Mala solución, ya que el peso del agua que han perdido lo recuperan al beber y la masa muscular no la recuperan, pero dan una apariencia de flacidez nada agradable a nuestro cuerpo...

En cuanto a la dieta, hay variadas "no-soluciones" de urgencias que se utilizan, que perjudican más que ayudan, toda clase de dietas milagro, modas alcachoferas o "recetas de cuñadas o cuñados" que nos juran que a alguien le sirvió para perder peso en una semana y volver a entrar en el traje de la primera comunión de nuevo... nunca nadie nos explicó si luego pudo salir sano y salvo del sufrido traje...

Lo peor de todo esto es que en la mayoría de centros, clubes o gimnasios no tenemos el asesoramiento necesario, para los clientes que no tienen nociones de nutrición o entrenamiento, para que puedan obtener los resultados que desean. Como mucho, les acompañan amablemente hasta la repisa donde están las cartulinas plastificadas con las rutinas de entrenamiento y se las ofrecerán para que las sigan, cómo a quien le dan un mapa del tesoro oculto en medio de una jungla de máquinas, poleas, mancuernas y elípticas... con mucha fé conseguirán encontrar el Santo Grial de la Pérdida de Peso...




CONSEJOS PARA EMPEZAR

Te enumeraría una serie de cosas a tener en cuenta:

- Si no tienes una buena base física, no empieces a correr. Olvídate de comprar una zapatillas de running, que son cómo las de footing pero con más colores, fluorescentes y más caras. Te recomiendo caminar y todo lo que se te ocurra que no tenga impacto sobre tus articulaciones; Remo, Elíptica, Bicicleta al aire libre o estática, natación, etc...

- Si haces Cardio, intenta que sea a primera hora de la mañana, si lo haces en ayunas, toma al menos BCAA´s * y Glutamina * para no perder masa muscular y tener una buena recuperación.

- Practica el Cardio a intervalos, es decir, haciendo por ejemplo 30 segundos a ritmo vertiginoso y 60 segundos a un ritmo moderado, durante 10 ó 15 minutos, es bestial y te hará que quemes grasas durante horas.




- Importante, haz ejercicios con pesas, para fortalecer tu cuerpo, quemar más grasas y evitar quedarte "fofo o fofa"

- Aliméntate de forma inteligente olvida los alimentos procesados y empieza a comprar en la plaza de abastos: verduras, vegetales, frutas, carne, pescado, lo de toda la vida.

- Importante beber al menos dos litros de agua, si no te entra a "palo seco" tómala en forma de infusiones.

- Y lee, lee todo lo que caiga en tus manos sobre nutrición y entrenamiento, aprende a comer y a entrenar, comprueba por ti mismo los resultados, tu puedes evaluar lo que te viene mejor o pero, nada es exacto y válido para todo el mundo.




Espero, al menos, haberte hecho sonreir y animarte a empezar a nutrirte y entrenar de forma saludable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario